sexologia clinica nuria jorbaterapia de parejas de la clinica de nuria jorbaBlog de psicologia emocional de nuria jorba

Hombres y hormonas

fc2b5792c1fa56e8309e91c7f7fecab0

Que las hormonas femeninas pueden jugar un papel importante en las emociones de las mujeres es una realidad ampliamente conocida y estudiada. Nadie se sorprende al utilizar los términos: “Síndrome premenstrual” y “menopausia” y se suelen  asociar a estados emocionales básicamente negativos, como la tristeza y la irritabilidad.

Pero, ¿Y ellos? ¿Están libres de fluctuaciones hormonales? ¿Les afecta al estado de ánimo?

Parece ser que así es. A pesar de que muchos se van a sorprender, existen diversas investigaciones que apuntan a la existencia de un conjunto de síntomas derivados de la disminución de los niveles de Testosterona (la hormona masculina por excelencia) y se los ha bautizado con el nombre de: “El Síndrome del hombre Irritable”.

Jed Diamond, terapeuta americano, director del programa de salud MenAlive, describe este Síndrome en su libro titulado de la misma forma.

Según Diamond, el descenso de los niveles de testosterona que se producen en hombres a partir de los 40 años sería, en parte, responsable de este cuadro de síntomas:

 

 

  1. Sentimientos de tristeza o estado de ánimo depresivo
  2. Frustración y bajo deseo sexual
  3. Hipersensibilidad emocional
  4. Irritabilidad e incluso cólera y agresividad

 

La disminución progresiva de los niveles de testosterona es común y esperable con el paso de los años. Se suele iniciar a partir de los 35-40 años. Otros factores como el estrés favorecen una mayor disminución o una aceleración de este proceso. Hay que diferenciar el descenso hormonal  “natural” de algunas enfermedades que afectan la producción de testosterona como es el Hipogonadismo.

Pero a pesar del impacto de sus publicaciones, Diamond no fue el primero en apuntar el efecto de la disminución hormonal. En el año 2002, el biólogo Gerald Lincoln publicó un estudio sobre los efectos de la testosterona en animales, concretamente en vacunos. Lincoln observó que la disminución de testosterona los volvía irascibles, irritables y menos receptivos a nivel sexual. 

Hoy en día necesitamos más evidencias científicas que aseguren que son los niveles de testosterona los responsables de los síntomas, ya que parece también evidente que la tensión emocional y laboral disminuyen la testosterona aunque de forma reversible. ¿Qué es, por tanto lo que disminuye la hormona? ¿La edad? ¿Los hábitos de vida? ¿Tener niveles bajos de testosterona produce estos síntomas?

Quedan muchas dudas por resolver; sin embargo conocer que la fluctuación hormonal afecta al estado emocional masculino nos ayuda a tomar conciencia de que la salud emocional y física de los hombres requiere una mayor atención.

 

 Eva Juni. Sexóloga masculina y Terapeuta de parejas.

 

 

/
JoomSpirit